top of page

Estudio: Más de 1.300 millones de personas tendrán diabetes a 2050 en el mundo


La Diabetes es una de las causas más importantes de muerte y de discapacidad a nivel mundial, y afecta a personas de todos los países, edades o sexo. La red de investigadores Global Burden of Diseases (GBD) ha producido investigación al respecto utilizando datos desde el año 1990 a 2021. Sus resultados, publicados recientemente en la revista científica The Lancet, indican que la prevalencia de la diabetes continúa aumentando, y que para el año 2050 se espera que 1.300 millones de personas tenga la enfermedad, la mayoría de ellas diagnosticadas con Diabetes tipo 2, que puede prevenirse.


El académico de la Facultad de Farmacia y director del Centro de Vida Saludable, Miquel Martorell Pons fue parte del grupo de investigadores que arribaron a estas conclusiones de alcance mundial. Martorell comentó que los representantes de diversos países aportan datos para medir la salud de la población y abordar las disparidades en diferentes regiones y grupos étnicos. “Como investigador de la red fui invitado a realizar un análisis crítico del documento, focalizado en si la metodología era la adecuada, los resultados bien expresados y si las conclusiones eran acordes”, explicó.


Sobre los resultados nacionales, Martorell aseguró que, en concreto, los datos arrojan lo que ya se sabe: según la Encuesta Nacional de Salud, la última de 2016-2017, la sospecha de diabetes arroja un valor del 12%.


“Los números alarmantes llegan cuando vemos prevalencias específicas por edad. Es de esperar que en Chile vaya aumentando ya que la población va envejeciendo, por lo que hay que ir viendo estrategias de salud pública para prevenir y cómo afrontar lo que se nos viene”.


Además, el estudio también muestra que el 52,2% de DALYS (años de vida perdidos debido a una enfermedad, discapacidad o muerte, según sigla en inglés) de diabetes tipo 2 a nivel mundial, se atribuye a un alto índice de masa corporal. “Esto es muy relevante, porque de 1990 a 2021 esta contribución ha aumentado un 24,3% a nivel mundial, lo cual evidencia que estamos con un problema de diabesidad mundial, obesidad ligada a una diabetes. Si nos vamos al caso de Chile, estamos en el top mundial de prevalencia de sobrepeso y obesidad, y somos líderes en obesidad infantil, lo cual es un gatillante para un aumento en el número de diabéticos a nivel país”.


Cómo enfrentar el problema


La Diabetes tipo 2, que constituye la gran mayoría de los casos de esta enfermedad, es en gran parte prevenible. En algunos casos, incluso es potencialmente reversible, si se identifica y maneja tempranamente, indicó el especialista.Sin embargo, “la evidencia muestra su aumento, debido principalmente al crecimiento de la obesidad”.


La prevención de estos altos números pasa por generar conciencia en la población de los factores de riesgo para enfermedades crónicas no transmisibles, entre ellas, la diabetes. “Una persona joven con alto porcentaje de grasa acumulada debe saber que a la larga le puede conllevar a una diabetes. Si somos obesos y no queremos que nos diagnostiquen diabetes a los 40 hay que empezar a cambiar hábitos y bajar peso a los 30, mejor a los 20. Si tenemos hijos/hijas con obesidad, tenemos que saber que le puede llevar a una diabetes a los 15 o a los 20. Por tanto, para combatir esta tendencia al alza de diabetes la primera acción seria ver de disminuir las altas prevalencias de obesidad”.


En concreto, Miquel Martorell señaló que en el Centro de Vida Saludable están desarrollando acciones con JUNAEB, en el Programa Malnutrición por Exceso de la Región del Biobío, que tiene como objetivo el establecimiento de hábitos de vida saludable en conjunto con establecimientos educacionales y familias. “Esperamos que nuestra colaboración apoye a disminuir la alta prevalencia de obesidad infantil y sus consecuencias negativas en salud física y mental”.


Desde el Centro de Vida Saludable “hacemos el hincapié en disminuir el estrés crónico de las personas que contribuye a las enfermedades crónicas, considerando no solo factores como el diagnóstico de la obesidad en sí, sino también a factores sociales y culturales, como el estigma de peso que contribuyen a este. Para ello, desde el Centro abogamos a un estilo de vida saludable, considerando una equilibrada nutrición, una vida activa y bienestar psicológico”, indicó el especialista.



Udec/28 de junio 2023

1 visualización0 comentarios

Comments


bottom of page